La pesca en agua dulce de Croacia

La pesca en agua dulce de Croacia

Las arenas de pesca de Croacia

Un sabio dicho dice: «Dale pescado a un hombre y comerá un día. Enséñale a pescar, y comerá toda la vida.» Y si pescará en los ríos y lagos croatas, tendrá para comer por más de cien vidas porque Croacia cuenta con una enorme variedad de pescado de agua dulce lo cual la hace un país con posibilidades de pesca impensables.

 

Sin importar si se trata de un pequeño riachuelo que pronto desaparecerá en los campos, el agua salvaje de la montaña que se resiste hasta a las altas rocas, o un río de llanura que fluye lentamente como una noble dama, Croacia es un verdadero parque acuático para los pescadores. Las arenas de pescado están abiertas a todos: tanto a los aficionados que perfeccionarán ahí sus habilidades, como a los profesionales que tienen la oportunidad de participar en las variadas competiciones de pesca deportiva que se basan en el principio «pesca y suelta».

 

Los experimentados pescadores dicen que cada pescado tiene su señuelo, y el hábil pescador en los ríos croatas tiene unos contrincantes desafiantes. El astuto lucio, el gigante siluro, la belicosa carpa india, la rápida trucha y la cautelosa carpa europea son tan solo unas de las más de 140 especies de peces que viven en las aguas dulces de Croacia.

 

La pesca es un hobby relajante y sano que se puede practicar durante todo el año. Y para la pesca 365 el catálogo de los ríos croatas tiene una oferta excepcionalmente rica. Los místicos rápidos de montaña, el rico verde de las aguas del karst o los espectaculares cañones de los ríos del Adriático esconden un oasis de paz y silencio y unos lugares perfectos para la pesca.

Sergio Gobbo

Y después de eso sigue la dulce espera hasta que tire del anzuelo. No hay que olvidar de sacarse el permiso de pesca. Entonces la contienda puede empezar.